Noticias

3 claves para saber si alguien está mintiendo

           Autor: Camila Siqueira
Fuente: Shutterstock
La verdad es que descubrir cuando alguien nos está mintiendo puede ser más difícil de lo que creemos. Con frecuencia muchos estudios afirman que determinados comportamientos del lenguaje corporal desenmascaran a un mentiroso, pero asimismo otras investigaciones lo contradicen. Y lo cierto es que todos actuamos distinto al mentir, por lo que no hay una garantía absoluta de que si te comportas de tal o cual manera es porque estás mintiendo.


Nadie está exento de la mentira; y aunque afirmes y creas en serio que tú siempre dices la verdad, lo cierto es que mentir, aunque sea en mínimos detalles, es algo común. Todo el tiempo estamos expuestos a que nos puedan mentir así como también en mentirle a los demás, aunque claro está que algunas mentiras son insignificantes y otras pueden tener graves consecuencias.


La gran variedad de estudios que existen sobre las mentiras nos permiten conocer datos como que los hombres suelen mentir con más frecuencia que las mujeres, que el medio por el cual más se miente es el teléfono (gracias a que se evita el lenguaje corporal) pero en contrapartida donde menos mentimos es por email, ya que queremos evitar que la mentira quede registrada por escrito.


Asimismo, también existen algunos mitos sobre la mentira, como afirmar que determinadas conductas del lenguaje corporal son típicas de un mentiroso. Como sea, detectar un engaño es bastante complejo, y más cuando lo que te cuentan se entremezcla con un poco de lo que en verdad pasó .Pero aun así existen ciertas cuestiones que pueden orientarte para descubrir cuando alguien te está mintiendo. Descúbrelas a continuación.


3 claves para saber si alguien está mintiendo


1 – Céntrate en los detalles

Aunque no siempre es así, cuando alguien está mintiendo puede tener cambios en su conducta (es decir, comportarse de una manera distinta a la que suele comportarse). Al centrarte en los detalles podrás darte cuenta con más facilidad tanto si su conducta es distinta de la habitual (aunque sea en gestos o en la forma de contar las cosas) como si hay contradicciones en su relato. Claro está que, como ya vimos, una sola señal no será suficiente para decretar que la otra persona te está mintiendo.


2 – Toma al otro por sorpresa

Como ya mencionamos existen mentiras insignificantes como decir “te queda bien ese peinado” cuando en realidad se piensa lo contrario; pero cuando hablamos de mentiras elaboradas, el mentiroso se armó previamente la historia que va a contar, y en general esa historia no está pensada para que algo lo sorprenda y lo saque de foco sino para continuar el relato tal como se lo armó.

Al sorprender bruscamente con un cambio de tema que nada tenga que ver con lo que te están contando, podrás ver distintas reacciones y acercarte más a desenmascarar al mentiroso, o no, porque volvemos a mencionar nada es 100% efectivo. Aun así prueba un cambio de tema instantáneo y observa la reacción del otro, eligiendo un tema con el que el otro se sienta cómodo como por ejemplo, el triunfo del equipo de futbol con el que simpatiza.

Si tu interlocutor estaba mintiendo es probable que se sienta cómodo con salir de ese lugar de mentira y se muestre más relajado
con el nuevo tema propuesto, mientras que si estaba contando una historia cierta, su reacción sea más bien de sorpresa “¿A cuento de qué viene esto que le preguntas y nada tiene que ver?”, te preguntará o manifestará con asombro. 


3 – Pide que te cuenten la misma historia en sentido inverso

Esta es una de las estrategias del FBI para detectar mentiras y también ha sido objeto de observación de distintas investigaciones: pedirle a un sospechoso que cuente la historia en sentido inverso .

Resulta que cuando una persona va a contar una mentira tiende a describir la historia en orden cronológico, ya que desde el punto de vista cognitivo es más difícil contar las cosas como no fueron cuando se está contando al revés. Es decir, al pedirle que repita la historia pero en orden inverso (es decir, desde lo último o más reciente hasta el inicio de todo), si te han estado mintiendo es probable que aumenten los errores, contradicciones en el relato y hasta cambios en su actitud, como vimos en el primer punto.

Si en cambio se trata de una experiencia real seguramente sea más fácil rearmar todo el acontecimiento aunque tenga que empezar en el sentido inverso.


Tags:
Camila Siqueira Menéndez

Camila Siqueira

Comunicadora en formación constante

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.