text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

4 estrategias que ayudarán a fortalecer tu confianza si eres un emprendedor incipiente

      
Fuente: Universia

Es natural que si estás comenzando un negocio no tengas la suficiente experiencia como para estar completamente seguro de todo lo que estás haciendo. Esta situación se revertirá a medida que adquieras práctica; pero mientras comienzas tu camino como emprendedor hay algunos tips que te pueden ayudar a demostrar que estás capacitado para llevar tu empresa adelante con seriedad. Te presentamos 4 estrategias para poner en práctica si eres un emprendedor que está comenzando su carrera

 

Lee también: 

» Consejos para emprendedores: Cómo realizar buenas lluvias de ideas    

» Cinco maneras de encontrar trabajo en Linkedin  
.

 

 

 

1 - Mantén actualizados tus perfiles profesionales y ten cuidado con los personales 

 

En la era digital te buscarán en Internet antes de contratar tus servicios. Es por esto que debes tener cuidado con lo que compartes en tus perfiles personales. En éste tipo de perfiles, es mejor optar por las políticas de privacidad que restrinjan alguna información. Respecto a tus perfiles profesionales, no es conveniente que estén abandonados a la deriva, dando la impresión de que hace mucho tiempo no hace nada en el campo laboral. Destaca tus puntos fuertes y aprovecha las plataformas digitales para hacer visibles los que tú consideras tus mejores trabajos. Puedes subirlos en presentaciones dinámicas que se adapten al tipo de servicio que estás ofreciendo.

 


2 - Cuando tengas una reunión asegúrate de que tu voz se proyecta

 

La confianza que proyectamos al hablar en público es fundamental para atraer a los futuros clientes. Si queremos parecer seguros es importante prestarle especial atención a lo que decimos, más allá de lo que estemos diciendo. Para eso es importante que nuestra voz no suene como un susurro. Puedes practicar en tu casa frente a un espejo imaginando que le estás hablando a un auditorio. Esta práctica más allá de que pueda parecer extraña, funciona.

 


3 - Conoce lo que estás haciendo


Sea cual sea la empresa que quieres emprender es fundamental que te empapes de los que antes lo hicieron bien. ¿Qué quiere decir esto? Que debes leer e informarte tanto de los expertos como de las últimas tendencias sobre lo que a ti te compete. Tienes que estar al tiro tanto como te sea posible; de esa manera un futuro cliente nunca podrá dejarte en jaque frente a algo que no puedas responder o no sepas cómo resolver. Si una situación así sucediera, y peor aún si ésta historia se repitiera con frecuencia, es probable que tu negocio no llegue a ser exitoso.

 

 

4 - Mentalízate

 

El poder que tienes en tu mente puede hacer tanto que tu negocio prospere como que fracase; por supuesto, acompañando los pensamientos positivos con una buena toma de decisiones. No hay dudas de que la mente afecta las emociones y acciones y en muchos casos se vuelve determinante para que logremos cumplir un objetivo que venimos persiguiendo con determinación. Mentalízate sobre lo que quieres lograr y lo lograrás. ¿Cómo hacerlo? Direcciona tus objetivos hacia dónde quieres llegar, y por supuesto después toma las acciones correctas para que te conduzcan hacia allá, ya que las cosas por arte de magia no van a suceder.

 

 


Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.