text.compare.title

text.compare.empty.header

Noticias

4 tips que terminan con falsos mitos sobre algunos alimentos

      
Fuente: Universia

La alimentación ha dado lugar a múltiples mitos a lo largo del tiempo; y de ésta manera muchos alimentos han sido atribuidos con características falsas, como que el agua con las comidas engorda o cosas del estilo. La Agencia Española de Consumo, Seguridad Alimentaria y Nutrición que depende del Ministerio de Sanidad se encarga de terminar con algunos de estos mitos que, además, ponen en peligro una dieta balanceada. 

 

Lee también:

» Alimentos con vitamina B mejoran la memoria y la atención

» Sigue toda la actualidad universitaria a través de nuestra página de FACEBOOK  
 

  

Compartimos algunos de los consejos de profesionales en salud para que tomes nota y los empieces a aplicar ya mismo.  

 

No abandones el consumo de leche


Una de los mitos más frecuentes es que la leche es buena solamente para los niños. Los argumentos que dicen que ninguno de los mamíferos sigue consumiendo leche después de la lactancia no son suficientes para incentivar que se deje de consumirla.
Según explica Carolina Muro, directora del departamento de Nutrición de la Federación Española de Industrias de la Alimentación y Bebidas (FIAB), la leche es uno de los alimentos más completos para todas las edades y contiene una amplia gama de nutrientes fundamentales en la composición de aminoácidos y su biodisponibilidad se considera de alta calidad.

 

 


Puedes comer más pan

 

Cuando una persona quiere adelgazar o mantenerse en línea, es normal que evite o disminuya el consumo de pan; pero la verdad de que la creencia de que el pan engorda por sí mismo es otro mito más. Lo que nos hace aumentar de peso es consumir más calorías de las que gastamos.

 


Una persona promedio consume menos pan de lo que recomienda la Organización Mundial de la Salud (OMS), que recomienda una ingesta de entre 220 y 250 gramos por día, ya que el pan es indispensable en una dieta equilibrada y contiene una buena dosis de fibra -sobre todo el integral- lo que genera en quien lo come un efecto saciante y reduce la absorción de grasas. Además, es mentira que las migas engorden más que la corteza. 

 

 

 

Los jugos naturales sí ayudan a prevenir enfermedades


Es verdad que los jugos de fruta son fundamentales para una dieta sana y equilibrada, ya que la OMS recomienda consumir cinco frutas y verduras al día (cinco en total entre frutas y verduras). Los jugos naturales tienen múltiples beneficios en la salud, entre ellos previenen distintas enfermedades, como las cardiovasculares o los procesos degenerativos.


No es lo mismo el jugo de frutas que el “néctar de frutas”, que generalmente contiene azúcar y edulcorantes artificiales. Así que lo mejor es que lo exprimas tú mismo y lo consumas inmediatamente, ya que con el paso de las horas también comienza a perder sus propiedades. 

 

 


Los huevos son necesarios en una alimentación equilibrada

 

¿Has escuchado alguna vez que no deberías comer más de tres huevos por semana para prevenir la suba de colesterol? Es otra de las creencias bastante comunes que la ciencia desmiente de forma rotunda. Los científicos se han encargado de aclarar que si incluso ingieres un huevo al día, no tienes un mayor riesgo de sufrir un ataque al corazón. Así lo entiende la doctora Aránzazu Aparicio, del Departamento de Nutrición de la Facultad de Farmacia de la Universidad Complutense de Madrid.

 

«Los huevos aportan varios nutrientes y otros compuestos como los fosfolípidos, entre los que se encuentra la lecitina, que nos podrían ayudar a disminuir la absorción intestinal del colesterol reduciendo así el riesgo de enfermedad cardiovascular», asegura la experta.


Tags:

Aviso de cookies: Usamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, para análisis estadístico y para mostrarle publicidad. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso en los términos establecidos en la Política de cookies.